KUZUSHI, TRABAJANDO CON LOS PLANOS

Cuando hablamos de desequilibrio dentro de nuestro Budô usamos el término Kuzushi. Este concepto hace referencia a la fractura de nuestra estructura, kamae, que hace que perdamos tanto la estabilidad física como la psicológica o emocional. Hay muchos términos para definir el concepto opuesto, equilibrio, de hecho la ausencia de Kuzushi lleva implícita la presencia del equilibrio, el más clásico en nuestro Budô sería el término Baransu (transliteración del término balance). Pero igualmente podríamos usar el término Seiryoku, que se aplica cuando hablamos del equilibrio entre varios elementos (ejemplo: equilibro de poderes), como cuando uke y tori luchan. Lo cierto es que muchas veces a nivel pedagógico es difícil explicar de forma practica el principio del equilibrio – desequilibrio. Aunque son caras de la misma moneda, aunque son como  In/Yo, resulta difícil explicar al estudiante novel la complejidad y a la vez la sencillez de este concepto.

Una forma interesante de expresar el equilibrio la aportó Arnaud en 2015 durante el Haru no Tai Kai cuando dijo: “equilibrio es estar desequilibrado en todas las direcciones al mismo tiempo”. De algún modo en ese momento surge el famoso punto cero del que tanto y tanto nos habla el Sensei. Siempre lo comento de forma grafica. Un alumno “X” es tirado con igual fuerza por 8 de sus compañeros desde las 8 direcciones cardinales clásicas. Cada compañero tira con una fuerza de 1 kg con una cuerda de 1 metro anudada a la cintura de este alumno X. De repente el compañero situado a suroeste tira con una fuerza de 3 kg. El alumno X tiende a ceder y desplazarse en el sentido de esa fuerza externa extra. Sin embargo con un simple paso o un giro de su cadera puede contrarrestarla. Pero si a la vez que esa fuerza tira del alumno X otra fuerza de 3 kg en sentido este tirase de él, ya no podría con un simple paso estabilizarse, forzando el proceso de desequilibrio. Al intentar hacer frente a dos acciones en direcciones distintas el cuerpo se ve imposibilitado para mantener el equilibrio y cae, es lanzado o proyectado. Se aprende que el desequilibrio eficaz en combate no viene una única dirección sino de la combinación de al menos dos o más fuerzas externas (direcciones). Dai Shihan Oguri (DEP) lo entendía de forma magistral y mientras te desequilibraba a través de un trabajo de piernas/rodillas, forzaba el Kuzushi con un trabajo sobre la cadera o los brazos/hombros.

En realidad mi hermano Kim lo expresa dentro de su trabajo mediante la división en planos básicos del cuerpo. Como todos saben los planos en que se divide el cuerpo de forma genérica o básica son tres. Un plano divide al cuerpo en derecha e izquierda o plano sagital. Un segundo plano divide al cuerpo en delante y detrás o plano coronal y un tercer plano divide al cuerpo entre la parte alta y baja del mismo a nivel de la cintura, lo que es denominado plano trasversal o axial. Si aplicamos una acción en uno sólo de esos planos, el sujeto puede recomponerse de forma espontanea, pero si incidimos en dos planos simultáneamente el individuo pierde su equilibrio irremediablemente.

Ambas formas de enseñar el concepto del Kuzushi son totalmente validas y ambas en el fondo inciden en el mismo principio pero una forma es enseñada a través del kihon de los waza contenidos en los kata de los distintos Ryû que componen Bujinkan y la otra forma es una pedagogía mas explicita y directa usada cuando no se tiene o dispone de una base, cimientos o raíces estructuradas, cuando no hay un programa concreto y si consciencia del concepto (conocimiento), de su utilidad y forma de aplicación. Lo cierto es que recientemente mis alumnos trabajaron con el planteamiento de los planos y les resultó chocante al principio. El motivo era obvio, no habían interiorizado el principio de Kuzushi del kihon y por lo tanto al plantearles la nueva premisa quedaron momentáneamente desorientados, en el fondo entraron en Kuzushi psicológico. Fue un buen recordatorio de que cuando trabajamos la tradición uno debe hacer hincapié en los detalles, en todos y cada uno de ellos y no dar por asumido que los básicos y esenciales se han asimilado nunca, siempre hay que repetir y reiterar al estudiante los conceptos pues cuando alguien da por dominado un concepto es cuando baja la guardia, baja su nivel de excelencia en la práctica y sobreviene el error. Reitero que la calidad de la formación es más importante que la cantidad de formación que un alumno recibe, a las pruebas me remito. Kuzushi es uno de los 5 pilares básicos de nuestro Taijutsu, sin embargo el mismo no puede ser aplicado sin una correcta comprensión de los otros 4 y de algunos principios y conceptos asociados a esos pilares básicos o esenciales. Calidad a la hora de entrenar y formar, es lo que nos permite comprender y aplicar los conocimientos de que nos dota Bujinkan y las enseñanzas del Sensei.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s