SHINDÔ, EL CAMINO VERDADERO

Los últimos días han traído cantidad de nuevas experiencias. Ayer fui al monumento en memoria a Takamatsu Sensei, es un agradable momento que siempre aprecio y fue un verdadero momento de Budô compartido con Sensei, la familia de Oguri Sensei y un grupo de Shihan de todo el mundo. Siempre estoy agradecido a Sensei por estas raras oportunidades que revelan otro aspecto real de su Budô.

Esta es la prueba, si es necesario para la Bujinkan, es Shindô –真道, un verdadero camino de vida.

Permanecimos en Tsukuba durante unas horas y quemamos  varillas de incienso en memoria de Takamatsu Sensei y Oguri Sensei. Después de terminar Sensei nos pidió que reconstruyéramos una estatua que cayó y se rompió en pedazos después de un reciente terremoto. Nagato Sensei, Moti, Darren y algunos otros nos pusimos a repararla y ponerla de nuevo de pie en su pedestal. Se trata de una estatua de una mujer que vierte agua como el símbolo del zodiaco de Acuario.

Para mí, fue una lección simbólica sobre la vida y la esperanza. Esta mujer “Aquarius” tendida en el suelo fue destruida repentinamente y se estaba levantando de nuevo representando la posibilidad de un futuro mejor. En Budô, a menudo nos desplomamos (el ego, las ilusiones, autocompasión), pero en cada ocasión nos recomponemos y levantamos de nuevo. De esto trata la perseverancia. El hecho de que estamos en el final de la era de Acuario, añade un significado más aún a la escena como si nos dijera que hasta que termine siempre hay una necesidad de estar viviendo el presente. Demasiadas personas se dirigen hacia un futuro potencial y no se toman el tiempo para disfrutar el momento presente. En las técnicas esto es obvio cuando uke ya está avanzando hacia su futuro y no es capaz de reaccionar correctamente en el presente.

Empecé a ver los enlaces con los conceptos y las enseñanzas anteriores de Sensei uniéndose en un mismo espacio y momento. Nakaima (el centro del ahora), Henka (el principio y el fin de cambiar) y Sessho juppô bailaban juntos y fusionados en mi cerebro. Este era de hecho un día muy especial. Comprendí de pronto que todas las enseñanzas que había recibido en los últimos 28 años se resumen en una sola idea: ser uno conmigo mismo para vivir feliz en un presente permanente.

Luego, de vuelta en Noda, me reuní con Sensei en su casa. Shiraishi Sensei estaba luchando con las peticiones  recibidas, muchas recientemente, y el suelo estaba cubierto documentos, diplomas, parches y membership cards. La Bujinkan se ha convertido en una gran organización hoy en día, pero como Sensei quiere que siga siendo humana, no se maneja como un negocio. Quiero aprovechar esta oportunidad para agradecer a Shiraishi Sensei su duro (y no reconocido) trabajo en el tratamiento de cientos de pedidos durante su tiempo libre.

También quiero que la comunidad Bujinkan entienda la enorme cantidad de trabajo que les requiere tanto a Hatsumi Sôke como a Shiraishi Sensei. La oficina recibe unas 15.000 solicitudes al año (supongo). Estas peticiones se refieren a: membership cards, parches, Shidôshi hô Menkyo, Shidôshi Menkyo, certificados kyu, Dan hasta 4 º dan, y grados Shidôhi de 5 ºdan a 15ºdan. Shiraishi Sensei tiene que controlar todos los pedidos, asentarlos en los registros de la Bujinkan y preparar las diversas solicitudes hasta el 4ºdan. Todos los títulos y grados desde Shidôshi Menkyo se llevan a cabo directamente por Sensei. Sensei nos dijo la semana pasada que había ya más de 3200 Shidôshi en la Bujinkan.

Si asignamos por pedido un promedio de 5 minutos se obtiene un impresionante total de 1250 horas de trabajo.

Shiraishi Sensei está ayudando a Sensei alrededor de 20 horas a la semana para hacer esto, así que espero que ahora se entienda por qué se tarda tanto tiempo entre el día en que tú envías ti pedido y el día en que lo recibes. Un promedio de 8 a 10 meses, es lógico. A pesar de que los “papeles” puede tener alguna importancia, recuerda que lo que estás aprendiendo no está en esa hoja de papel con tu grado en ella, es en lo que haces contigo mismo y tardarás mas de 8 a 10 meses para lograr tu misión en el Budô.

El tiempo es una ilusión y el camino es largo y esto va a transformar Shindô más de lo que tu piensas. Pero vosotros comprenderéis esto solamente después de 30 o 40 años de entrenamiento real.

Ganbatte!

Por Arnaud Cousergue

http://kumafr.wordpress.com/2012/04/16/shindo-the-true-path/

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s